25.500 casos de asma por los atentados del 11 de Septiembre

Atentados del 11 de Septiembre, Nueva York.

Los atentados del 11 de septiembre de 2001 siguen afectando a la salud de miles de personas. Según un reciente estudio, las enfermedades más comunes provocadas por la destrucción de las Torres Gemelas son el asma y el estrés postraumático.

Después de analizar los datos de 46.000 personas que sufrieron las consecuencias del ataque, los investigadores hallaron que una de cada diez había desarrollado asma, aunque no tuviera síntomas previos de la enfermedad.

El análisis confirma que la intensa exposición a la nube de polvo está asociada con nuevos diagnósticos de asma, afirman el investigador principal, Dr Robert Brackbill y su equipo en el Journal of the American Medical Association (Jama).

Y añaden que aplicando los resultados del estudio a las aproximadamente 409.000 personas afectadas, estiman que como consecuencia de los ataques unas 25.500 sufren de asma y 61.000 de estrés postraumático.

Este estudio es el más importante realizado hasta ahora y apunta en la misma dirección que otra investigación que mostraba que los casos de asma entre los niños que vivían en la zona cercana a los atentados el 11 de septiembre de 2001 habían aumentado un 50%.