Eliminar el plomo para controlar el asma

pintura vieja

El Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de los Estados Unidos (HUD en sus siglas inglesas) ha destinado casi ocho millones de dólares -algo menos de seis millones de euros- para evaluar la efectividad de distintas intervenciones destinadas a eliminar la contaminación por plomo en los suelos y el polvo de las viviendas sociales en las que hay niños que tienen asma.

Las casas con plomo y otros peligros para la salud pueden lesionar a los niños y empeorar enfermedades como el asma y el HUD quiere asegurarse de que los niños tengan un lugar sano al que llamar hogar, dijo Jon Gant, director de la oficina del HUD de Viviendas Saludables y Control de Peligros por Plomo.  Estos subsidios no sólo ayudarán a limpiar el plomo y otros peligros para la  salud, sino que apoyan el desarrollo de nuevos e innovadores enfoques  para mejorar y controlar el asma infantil, agregó.

A pesar de que las pinturas a base de plomo fueron prohibidas en los hogares estadounidenses en 1978, el HUD estima que aproximadamente 24 millones de viviendas todavía presentan importantes riesgos debido a ellas en la actualidad.

El polvo contaminado con plomo es la forma más común de exposición al plomo y puede conducir a una variedad de problemas de salud en los niños pequeños, como la reducción del coeficiente intelectual, problemas de aprendizaje, retrasos en el desarrollo, estatura reducida y sordera.

Altos niveles de plomo pueden dañar los riñones y el sistema nervioso central de los niños y causar anemia y convulsiones, provocar el coma e incluso la muerte.

Fuente: HUD.