Jessica Alba, una niña asmática

Jessica Alba

La propia actriz Jessica Alba se siente asombrada por sus logros, porque fue una niña enferma que debido al asma estaba con frecuencia en el hospital.

Sus primeros años de vida estuvieron marcados por las  enfermedades: neumonía, apendicitis y asma.

Dos veces se le colapsó un pulmón y a menudo, entre los cuatro y los doce años, se encontraba en el hospital.

Sin embargo, con el tiempo llegó al estrellato y además se convirtió en una gran nadadora y submarinista.

Todo un ejemplo de superación.

Fuente: Asthma Society of Ireland. Foto: Miguel/Creative Commons.