Nadar mejora el asma infantil

natación

Un reciente estudio ha demostrado que nadar mejora el asma en los niños, evitando el ausentismo escolar y mejorando el estado físico general.

El estudio fue realizado en la Universidad de Taipei con 30 niños.

La mitad de ellos participó en un programa de natación de un mes y medio de duración y la otra mitad, no.

Los niños que nadaron redujeron la severidad de su enfermedad, necesitaron menos asistencia médica y perdieron menos clases que los que no lo hicieron.

Además estos beneficios se mantuvieron durante, al menos, un año.

Nadar, por lo tanto, es una excelente actividad para los niños con asma, pero hay que tener cuidado con el cloro en la piscina.

Fuente: Respirology.