Colchones para alérgicos

Chico durmiendo

Los colchones pueden ser una fuente de problemas para quienes sufrimos de alergia y asma porque en ellos pueden acumularse alérgenos, como ácaros, caspa y pelos de perros o gatos, gases y productos químicos irritantes.

Y como a diario pasamos muchas horas en la cama, es importante tratar de evitar que se acumulen en ella lo que desencadena nuestras alergias.

Para ello, hasta ahora contábamos con fundas, edredones y almohadas antiácaros.

Pero ahora, al menos en los Estados Unidos, ya hay colchones especialmente diseñados para gente que sufre de alergias.

Así lo certifica la Fundación Americana del Asma y la Alergia (AAFA) que ha entregado su etiqueta asthma & allergy friendly a un nuevo tipo de colchones que ayuda a evitar la acumulación de ácaros y otros alérgenos, permite limpiezas periódicas y no contiene sustancias químicas nocivas.

Estos colchones ya están a la venta en los Estados Unidos y han comenzado a usarse en hoteles.

Un comentario de “Colchones para alérgicos

Los comentarios han sido cerrados.